‘Día de Muertos’ a l’escola

La emoción en los días previos a poner el altar era notable, el grupo de chat que formamos Alejandra, Anayansin, René y yo se llenaba de ideas, propuestas, añoranzas y alegría. ¡Que honor poder compartir con Projecte nuestra tradición y recrear un pedacito de México en esta fecha tan especial!

Cada año, el 1 y 2 de noviembre, las casas, cementerios y calles se llenan de colores vibrantes y un aroma a cempasúchil e incienso que lo envuelve todo, es el Día de Muertos. Son días llenos de alegría y nostalgia en el que cada hogar prepara una ofrenda con fotos, flores, comida y objetos que solían gustarle a la persona que ya no está con nosotros y el momento para recordar anécdotas e historias que forman parte de nuestra historia indirecta o directamente.

Durante estos días todos los rincones de México se llenan de color decorados con papel picado, velas y fotografías que cuentan historias de vidas pasadas, y en esta ocasión pudimos reproducir, junto con la ayuda de profesores/as y alumnado de todos los ciclos, un altar de Día de Muertos puesto con mucha emoción e intención.

El patio del colegio se convirtió por un día en un tributo lleno de amor y color a aquellos que ya no están físicamente con nosotros, se convirtió en un puente para conectar con otras tradiciones y pudimos transmitir a través de esta festividad ancestral la importancia de mantener viva la memoria y nuestra conexión entre el pasado y el presente, porque, solo está muerto a quien se le olvida.

Gracias por esta oportunidad
Alejandra, Anayansin, René y Augusta

1 comentari a “‘Día de Muertos’ a l’escola”

Feu un comentari

L'adreça electrònica no es publicarà. Els camps necessaris estan marcats amb *

Desplaça cap amunt